Archivo de la etiqueta: gazapos

GAZAPOTECA

El único hombre
que no se equivoca,
es el que nunca hace nada.

Cambian tanto las fiestas que uno ya no sabe donde ubicarlas. Tomado del blog de Javi Moya

 

Vuelvo con la GAZAPOTECA, que me divierte. Aprovecho para recordar a todos los que encuentren gazapos en este blog que están libres de sacarlos a la luz,  sin ningún temor, ya nos reiremos de ellos también.

Hoy comienzo con dos recomendaciones de gazapoteros:  un blog que descubrí hace poco y que es semejante a Pifias y gazapos  pero no lo es. Se llama  El blog de Don Abel ,  parece ser colombiano y confieso que he pasado un buen rato con sus fotos y comentarios, así que  al que le guste el tema, que se acerque. El segundo no tiene desperdicio, la sección de recortes de prensa del blog de un tal Javi Moya, que anda perdido y no actualiza pero es tan ocurrente como perpicaz, así que vale la pena. Aquí les ilustré con dos botones de muestra.

El aviso nos recomienda no bajar a la vía trenes en movimiento, se deben bajar quietecitos: Un punto resuelve la confusión: No bajar a la vía. Trenes en movimiento. Tomado del blog de Don Abel

Tengo dos nuevas perlas de la prensa nacional: la primera fue publicada en el periódico Juventud Rebelde . Dice:

 Mi Librería : Denoto que hay un error aquí pero solo de pensar en las detonaciones de aquel día me he quedado un poco sorda.  ¿O será que las FAR no querían molestar a la población ni con la palabra escrita?

La segunda viene de su colega Granma, en su sección Hilo directo:

 

Mi Librería Solo en cinco renglones Costa de Marfil dejó de ser el  primer productor del mundo de café y cacao para convertirse así, inesperadamente, en el decimosegundo productor mundial. ¡Vaya astucia política! Aunque no sé por qué me parece que eso de asfixiar económicamente a su rival no dio buen resultado.

Por último, una de la web. Ya sé que aquí la gente es menos cuidadosa, pero no debe ser así, de manera que cayeron en la Gazapoteca.

Mi Librería: Eso me parece una generosidad de WordPress, teniendo en cuenta que los pobres fotógrafos son regalados, les han dedicado siete themes para ellos solitos… ¿ les cobrarán algo o…?

¡Un momento, que hay más! Ante la duda, decidieron aclarar en la misma entrada:

Mi Librería: ¡Ah, si son gratis los temas, digo los themes, qué bien!. Pero mejor que no se hubiera enrollado con esta aclaración porque veo que ahora andan regalando una r a los fotógrafos gratis. Que son generosos los de WordPress…

Y yo me voy, porque detono que la producción de cacao no será muy buena para los fotógrafos gratis que anden por ahí, cazando gazapos.

6 comentarios

Archivado bajo GAZAPOTECA

Gazapoteca

El único hombre que no se equivoca,
es el que nunca hace nada.

 

Mientras no se me ocurra otra cosa, mantendré la Gazapoteca como una nueva categoría, no en la columna derecha como habitualmente hacía y que no podía mantener actualizada.

Hoy le hago competencia a  Pifias y gazapos,  porque traigo dos deslices que detecté en publicaciones cubanas. Para ser justos, el mérito corresponde totalmente a Leo, que en honor a su nombre, se bebe los periódicos con un grado de concentración tal, que durante ese tiempo de lectura no se le puede interrumpir.

El primero apareció en el periódico Granma, un día de enero de este recién estrenado 2010. Lean bien:

Como todos saben, en Cuba no nieva, ni nevará en un buen tiempo por mucho que el cambio climático se esfuerce en contradecirme, pero de ahí a que se aprovechen de nuestra ignorancia en esas cuestiones invernales para dejarnos caer 40 metros de nieve en el periódico, es un atentado a nuestra imaginación. ¿O es que fue realmente crudo este invierno y por acá tan ajenos?

El segundo apareció en el periódico Tribuna de La Habana, del mismo mes y año en que estamos:

Siempre me he inclinado por las Letras, por eso considero que las carreras de ingeniería son más difíciles, pero específicamente la que cursó el apreciadísimo Francisco de Albear, debe haber sido de las más complicadas, de hecho ingresó en 1835 y no se matriculó hasta ciento cuatro años después… ¡y luego hizo lo que hizo

Quiero dejar claro que las publicaciones periódicas cubanas son muy cuidadosas, es difícil encontrar errores en ella, he tenido oportunidad de leer otras foráneas y saltan a la vista los gazapos sin el menor recato, pero bueno… al mejor escribiente se le va un borrón, decía el dicho.

Los errores más pequeños
son siempre los mejores.
  
 MOLIÈRE, Jean Batiste Poquelin   

10 comentarios

Archivado bajo GAZAPOTECA

Se buscan gazapos

Más veces descubrimos nuestra sabiduría
con nuestros disparates que con nuestra ilustración.
Oscar Wilde

 

Antología del disparate. Pescatore di PerlePocas veces he reído tanto como cuando cae en mis manos un libro de gazapos. Recuerdo que intenté “llevarme” de cierta biblioteca circulante un ejemplar de cuyo nombre quiero acordarme pero no hay manera, del escritor Torcuato Luca de Tena. Lo saqué en préstamo en dos ocasiones y fue una fiesta compartirlo en casa. Volví decidida la tercera vez -ya sé, ya sé que eso no se hace- pero alguien me había tomado la delantera.
¿Lo conocen? (Si la respuesta es SÍ, pincha en comentarios).
Luego adquirí en una librería de viejos la “Antología del disparate”, de Pescatore di Perle. Lo mismo. Risas van y vienen. No me deshago de él. Y si no me creen, traten de contenerse cuando lean esto:

He aquí un telegrama publicado en La Razón, del 11 de octubre de 1929:

FUE COLOCADA LA PRIMERA PIEDRA DEL MONOLITO CONCORDIA.

Las comisiones chilena y peruana demarcadoras de los nuevos límites entre Chile y Perú, establecieron la señal donde se levantará el monolito Concordia, cuya primera piedra colocaron.

No es un secreto para nadie que monolito quiere decir monumento de piedra de una sola pieza (de monos, único y litos, piedra). Así pues, si en Arica han colocado la primera piedra del monolito, !ya está!, !ya han colocado el monolito entero!. Supongo que esta noticia les sorprenderá y les llenará de satisfacción, pues no bien empezaron, ya han terminado con todo.

Enciclopedia del despiste nacional. Evaristo Acevedo.Entonces apareció el tercero: Enciclopedia del despiste nacional, un tomito de Evaristo Acevedo, publicado en 1957.

Creo entender, por algunas búsquedas en la web, que se publicó otro libro de este autor, como continuación del que hoy presento, no sé si son gazapos nuevos, ojalá que sí… y ojalá que un alma caritativa venga de visita a La Habana con un ejemplar bajo el brazo.

Recuerdo aquel día en que lo conocí…
abrí sus páginas y leí directamente en la página 242:

En una romática sección de un periódico de Pamplona se lee:

A los acordes del órgano, entró la novia ricamente ataviada de blanco y velo ilusión, acompañada del brazo de su padre don Pedro Zaratiegui, padrino de la boda.

!Conmovedor rasgo! Don Pedro, quizá retenido en cama por culpa de la gripe, no pudo asistir completo a tan solemne acto y envió el brazo a su hija en señal de adhesión.

Suficiente para llevarlo a casa. Y es que uno, además de reirse, aprende en ellos. Que sí, porque los antologogazaperos hacen una explicación, a veces más simpáticas que el gazatrapado, pues son personas de amplia cultura y agilidad mental, capaces de detectar perlas incluso en la etérea vida de la radio.

Me sorprendí mucho cuando supe cuántos gazapos hay en los libros actuales, muchos de los cuales están entre mis preferidos.  Pero así en frío, reconozco que no me llaman tanto la atención como cuando vienen acompañados por el agudo comentario de un experto.

Sé que hay más, pero no los tengo. Me prestaron el de aquel argentino que coleccionó los disparates célebres de sus alumnos. Y los que hemos sido profesores bien sabemos las cosas que aparecen en los exámenes.  Apelando a mi memoria  recuerdo algo así, redactado por algún estudiante:

Las mujeres aborígenes se ocupaban de la siembra, recolección y todo lo concerniente a la agricultura. Atendían las labores de aseo y cuidado de los niños y preparaban el casabe y elaboraban los alimentos de la tribu. Construían  ellas mismas los instrumentos de barro y todo tipo de utensilios. Pescaban, cazaban y transportaban  sus presas . Los hombres hacían todo lo demás.

A eso es a lo que yo le llamo “igualdad”  entre el hombre y la mujer

 Volveré sobre el tema porque me gusta reir y aprender, cosas que van bien ligadas al gazapo.
Mientras espero sentada por otro libro semejante, me consuelo con la página de Pifias y gazapos que ya bastante lágrima me ha sacado y no precisamente de llanto.

Y queda oficialmente inaugurada la GAZAPOTECA, en la columna derecha de mi blog. Lo cambiaré todas las semanas… y si alguien quiere hacer su aporte,

!bienvenido sea!

No puedo asegurar que sean ciertos estos gazapos, pero están en la web y me parecieron simpáticos.

No puedo asegurar que sean ciertos estos gazapos, pero están en la web... ¿qué ustedes creen?

17 comentarios

Archivado bajo COMENTARIOS, HUMOR DE LIBRERIAS, LIBROS PREFERIDOS